"El Ángelus" de Jean-François Millet

"El Ángelus" es un cuadro del pintor francés Jean-François Millet (nacido el 04/10/1814 en Gréville-Hague y fallecido el 20/01/1875 en Barbizon), realizado entre 1857 y 1859. Se trata de unóleo sobre lienzo que mide 66 cm de alto por 55,5 cm de ancho. Se conserva en el Museo de Orsay de París.

Se destaca por sus escenas de granjeros campesinos, donde quiere expresar la inocencia del hombre campesino en contraposición a la degradación que acompaña al ciudadano inmerso en la sociedad industrial. Se le incluye en los movimientos realistay naturalista. Nacido de una familia de campesinos, rendirá homenaje a sus recuerdos de infancia pintando un gran número de cuadros de escenas rurales: El Aventador (1848), Segadores Descansando (1849), El Sembrador (1850), Las Cosechadoras (1857), El Ángelus (1859), La Muerte y el Leñado (1859), Plantadores de patata (1862)…y tantos otros todavía.

El autor buscará retratar a la gente humilde y campesina en un gesto de admiración por la gente pobre del mundo rural, seduciendo a los republicanos y exasperando a la burguesía por tratar esto como tema central en su obra.

La escena actual muestra a dos campesinos que han interrumpido su trabajo en el campo para rezar el Ángelus, la oración que recuerda el saludo del ángel a la Virgen Maria en la Anunciación. En medio de un llano desértico, los dos campesinos se recogen en su plegaria. Sus caras quedan en sombra, mientras que la luz destaca los gestos y las actitudes, consiguiendo expresar un profundo sentimiento de recogimiento.

La atmósfera de la escena parece neblinosa, lo que simplifica el volumen de las figuras lo que genera una fusión entre los personajes y el paisaje natural, realzando el patetismo de la obra, aunque esta a primera vista no se deje ver.

En 1865, Millet cuenta: "El Ángelus es un cuadro que he realizado, pensando en como, trabajando antaño en el campo, a mi abuela no se le escapaba, cuando oía tocar la campana, de hacer que nos detuviéramos en nuestra labor para rezar el ángelus para estos pobres muertos". Se trata pues de un recuerdo de infancia que originó el cuadro y no la voluntad de exaltar un cualquier sentimiento religioso. Por otro lado, Millet no es practicante. En una escena simple, quiere fijar los ritmos inmutables de los campesinos. Aquí el interés del pintor enfoca el tiempo de la pausa, del descanso.

Este cuadro regularmente ha sido repetido por numerosos artistas como Salvador Dalì por ejemplo y su representación hasta se hizo un tipo de icono de la pintura popular. Encuentre más abajo la versión de Jean-Louis Berthod visible en su bajorrelieve "Renacimiento".

No hay puntuaciones ¡sé el primero añadir una!

Añadir un comentario

Código incorrecto. Por favor, inténtalo de nuevo.